La tecnología de la batería de ion-litio (Li-ion) ya es una opción disponible en la mayoría de las carretillas de almacén y contrapesadas eléctricas Cat®. Las baterías de plomo-ácido, si bien siguen siendo una opción popular entre nuestros clientes y tienen mucho que ofrecer, presentan distintos retos que ya han superado las baterías de ion-litio.

Probablemente una de las mejoras más destacadas al cambiar a baterías de ion-litio sea la carga de oportunidad. En lugar de cambiar las baterías entre un turno y otro, puede enchufarlas en un cargador rápido durante breves pausas y usar la misma batería ininterrumpidamente. Esta, junto con otras mejoras de eficiencia y ventajas medioambientales y de seguridad, las convierte en una alternativa muy interesante.

Ventajas de la batería de ion-litio frente a las de plomo-ácido

El cambio a baterías de ion-litio requiere una inversión inicial superior, pero debe tenerse en cuenta el ahorro continuado en energía, equipos, mano de obra y el menor tiempo de inactividad.

  • Vida útil más larga: entre 3 y 4 veces la vida útil de una batería de plomo-ácido; reduce la inversión global en la batería
  • Mayor eficiencia: las pérdidas de energía durante la carga y descarga disminuyen hasta un 30%, reduciendo el consumo de electricidad
  • Tiempo de funcionamiento más largo: gracias al rendimiento más eficaz de la batería y al uso de cargas de oportunidad que se puede realizar en cualquier momento sin dañar la batería o reducir la duración.
  • Alto rendimiento uniforme: con una curva de tensión más constante, mantiene una mayor productividad de la carretilla, incluso hacia el final del turno
  • Carga más rápida: permite realizar una carga completa en tan solo 1 hora con los cargadores más rápidos
  • No es necesario cambiar de batería: las cargas rápidas y de oportunidad, 15 minutos para varias horas de autonomía adicionales, permiten el funcionamiento continuo con una sola batería y reducen al mínimo la necesidad de comprar, almacenar y mantener repuestos
  • Sin mantenimiento diario: la batería permanece a bordo de la carretilla durante la carga y no es necesario el rellenado con agua ni comprobar el nivel de electrolito
  • Sin gas, ni vertidos de ácido, evita los costes operativos, de espacio y equipos que supone una sala de baterías y un sistema de ventilación
  • Protección integrada: el sistema inteligente de gestión de la batería (BMS) impide automáticamente una excesiva descarga, carga, tensión y temperatura, además de eliminar prácticamente el mal uso.

También están disponibles baterías y cargadores con diferentes capacidades. Su concesionario determinará cuál es la mejor combinación para sus necesidades. Para su tranquilidad, solicite información a su distribuidor sobre la garantía opcional de 5 años, sujeta a revisiones anuales.

Las carretillas elevadoras Cat que incorporan la opción de batería de ion-litio son

Carretillas eléctricas

Transpaletas eléctricas

Apiladores

Recogepedidos de segundo y bajo nivel

Carretillas retráctiles

Carretillas retráctiles de cuatro vías

Tractores de arrastre